Refutando a un médico homeópata

Médico homeópata

Mi último artículo sobre la homeopatía tiene ya cerca de un centenar de comentarios. Aunque leo todos los comentarios a mis artículos, por lo general no entro al trapo. De ese modo limito las guerras de trolls, evito las confrontaciones personales y dejo ocasión a mis lectores para responder.

Uno de los últimos comentarios me ha parecido lo bastante interesante para hacer una excepción. Firmado bajo el nick de gargolak, alguien que por lo que comenta parece que es médico, y que ha recetado medicamentos homeopáticos. Extrañamente, su comentario no aparece en el artículo, ha desaparecido por motivos que desconozco. Afortunadamente, siempre recibo por e-mail una copia de todos los comentarios, así que al menos dispongo de ella para que no se pierda.

Creo que contra-argumentar a sus comentarios puede ser una forma eficaz de poner en evidencia algunas falacias sobre la homeopatía. Procedo, en primer lugar, a insertar sus comentarios, sin más modificación que separarlos en párrafos para una lectura más cómoda:

Hay muchos datos legales que estais utilizando en los que os patináis todos ( a favor y en contra) el pensamiento critico ha de contar con datos objetivos y no hemos de tener un prejuicio previo. La decisión de un padre de elegir con que prefiere tratar a su hijo es lógica, pero te acercas al tema con un prejuicio admitido hacia los medicamentos homeopáticos sin haberlos probado y los rechazas y haces demagogia sobre ellos. Eso no es muy justo. No se conoce aun cual es el mecanismo de accion de los medicamentos homeopáticos, pero si se tienen estudios de eficacia Clinica con niveles de eficacia alta que demuestran eficacia Clinica sobre placebo. Yo os reto a demostrarme cual es el medicanismo de acción del paracetamol, y en cambio nadie duda de su eficacia. Un dato que das y que me sorprende en una persona que contrasta su informacion.

Las cátedras en todas las universidades las pagan los laboratorios, son acuerdos científicos de colaboración . Un comité ético supervisa todas las acciones, En Zaragoza existen otras 30 cátedras pagadas si, por lilly, bayer oGSK para lo mismo, para investigar y publicar los resultados. Así suena distinto no? Haber si puedo buscar una tesis doctoral muy bien documentada sobre todos los elementos legales de estos medicamentos tan útiles. La química no puede explicarlo todo, es verdad que lo de la memoria del agua es un despropósito , simplemente aun no se sabe cual es su mecanismo de acción pero todo llegara.

Por cierto, os equivocáis cuando decir que no pasan los mismos requisitos que los medicamentos no homeopáticos. Están perfectamente regulados, se venden exclusivamente en farmacias, tienen trazabiludad y fármaco vigilancia, Están financiados en países muy avanzados ( en Inglaterra intentaron quitar la financiación y no pudieron). Mas de 4000 medicos la recomiendan en centros públicos ( hospitales, urgencias, centros de salud, etc….). En veterinaria se utilizan con éxito clínico. Millones de pacientes la usan y la repiten en sus tratamientos, es imparable.

La radioterapia tiene efectos fisiológicos y no se ve. La tierra tambien fue plana y los escépticos falsos sin un pensamiento critico verdadero tambien lo negaban y lo hacían de buena fe, pero a veces hay que probar las cosas en uno mismo y sin prejuicios para tener criterio. Yo he probado los medicamentos homeopáticos y si, funcionan, igual que funciona el paracetamol y tantas otras cosas que aun no sabemos como funcionan de verdad. Admiro a quien mantiene su criterio con sus hijos. Yo en mi caso personal he conocido experiencias muy graves con el uso de medicamentos no homeopáticos . Y por eso no invito a los demás a que no los utilicen. Muchos medicos escépticos verdaderos, compañeros míos, han comenzado probando los medicamentos homeopáticos como placebos, y han podido comprobar su eficacia hasta terminar formando se en alguna universidad con un curso acreditado.

Otro tema interesante es lo de poner una receta en el blog, y la persona que pregunta si una receta con un medicamento homeopático es denunciable. Pues no. No es denunciable. Podéis preguntarlo en cualquier colegio de medicos ( que por cierto muchos de ellos tienen una división de medicos acreditados como homeópatas). Mi discurso no es para convencer a nadie de que utilice los med. Homeopáticos , es un alegato para que nos dejen en paz a los medicos que queremos utilizar una herramienta mas para que sus pacientes se curen, y si al paciente no le gusta que sea libre de solicitar otro tratamiento como el autor del post ha hecho.

Hasta aquí, el comentario del lector. Paso ahora a desarrollar mi contra-argumentación. Intentaré no ser demasiado pesado.

“La decisión de un padre de elegir con que prefiere tratar a su hijo es lógica, pero te acercas al tema con un prejuicio admitido hacia los medicamentos homeopáticos sin haberlos probado y los rechazas y haces demagogia sobre ellos. Eso no es muy justo.”

Debo rechazar tal acusación. Mi rechazo a los medicamentos homeopáticos no se debe a prejuicios, sino a una evidencia científica abrumadora respecto a su inutilidad. Sin entrar en el tema de los estudios epidemiológicos todavía, desde un punto de vista meramente físico los mecanismos de la homeopatía son absurdos, como ya comenté en su día.

“No se conoce aun cual es el mecanismo de accion de los medicamentos homeopáticos, pero si se tienen estudios de eficacia Clinica con niveles de eficacia alta que demuestran eficacia Clinica sobre placebo.”

En efecto, no se conoce el mecanismo, y un siglo de investigación ha dado resultado negativo hasta el momento. Ese hecho, por sí sólo, debería alertarnos sobre la pretendida eficacia de los remedios homeopáticos. En cuanto a su eficacia clínica, es relativamente fácil mostrar resultados aparentemente positivos en revistas con un sesgo pro-homeopático, cuando se es pro-homeópata. Sin embargo, un meta-estudio (estudio que evalúa otros estudios) publicado en el British Medical Journal en 1991 afirmó que “no es suficiente para establecer conclusiones definitivas por la baja calidad metodológica de los ensayos y por el papel desconocido que ha podido jugar el sesgo de las publicaciones” Meta-estudios similares publicados en la prestigiosa revista médica Lancet en 1997 y 2005 arrojaban resultados similar. El de 1997 mostraba que un conjunto de estudios homeopáticos publicados hasta la fecha apenas mostraba una efectividad mayor que la debida al efecto placebo [según el cual, los pacientes mejoran aunque los medicamentos sean ineficaces]. El segundo estudio de Lancet en 2005 es aún más tajante: “No hemos encontrado, de esos estudios, pruebas suficientes de que la homeopatía sea claramente eficaz para ninguna condición clínica.” Pueden verse otros meta-estudios en esta web.

“Yo os reto a demostrarme cual es el medicanismo de acción del paracetamol, y en cambio nadie duda de su eficacia. Un dato que das y que me sorprende en una persona que contrasta su informacion.”

Aunque yo no mencioné el paracetamol, en efecto parece que se desconoce su mecanismo exacto. Sin embargo, se ha venido usando desde hace medio siglo con éxito. Y no me refiero solamente al típico “pues a mí me funciona,” sino que, como todos los medicamentos, vino precedido por años de investigación, pruebas y todas las condiciones de las agencias del medicamento de numerosos países. En cualquier caso, los argumentos del tipo “bueno, esto no tendrá lógica, pero tampoco eso otro” me parecen bastante poco sólidos. Siguiendo esa línea de pensamiento lógico, las cartas astrológicas deberían ser aceptadas porque nadie conoce todavía la composición exacta de la materia oscura.

“Las cátedras en todas las universidades las pagan los laboratorios, son acuerdos científicos de colaboración . Un comité ético supervisa todas las acciones, En Zaragoza existen otras 30 cátedras pagadas si, por lilly, bayer oGSK para lo mismo, para investigar y publicar los resultados. Así suena distinto no? Haber si puedo buscar una tesis doctoral muy bien documentada sobre todos los elementos legales de estos medicamentos tan útiles.”

En absoluto, y ya conocía ese dato. Con todo, y por mucho que a algunos no les guste, el hecho es que los laboratorios farmacéuticos usan el método científico, el ensayo y error, y cumplen las estrictas regulaciones sobre medicamentos. No veo ninguna lógica en equiparar su modo de actuar con el de unos llamados laboratorios homeopáticos que, básicamente, embotellan agua y excipientes sin ningún valor curativo demostrado científicamente, y los venden luego a precio de tinta de impresora, del mismo modo que no vería lógico que una universidad aceptase dinero de Iker Jiménez para fundar una cátedra de astrología. Y por cierto, señor médico, haber a ver si encuentro una tesis doctoral, o tesina, o algo que se le parezca, que estudie medicamentos homeopáticos usando correctamente el método científico.

“La química no puede explicarlo todo, es verdad que lo de la memoria del agua es un despropósito, simplemente aun no se sabe cual es su mecanismo de acción pero todo llegara.”

Bien, señores, ya lo han oído. Podemos creer cualquier disparate y defenderlo, sin importar que tenga o no lógica o razonamiento alguno, y al diablo con el método científico. Que todo llegará.

“Por cierto, os equivocáis cuando decir que no pasan los mismos requisitos que los medicamentos no homeopáticos. Están perfectamente regulados, se venden exclusivamente en farmacias, tienen trazabiludad y fármaco vigilancia.”

¡Meeeec! Respuesta equivocada. Los medicamentos homeopáticos se rigen por una norma distinta a la de los demás medicamentos, con distintos requisitos y diferente regulación. El Real Decreto 2208/1994 establece unas condiciones, bastante benignas, para los medicamentos homeopáticos sin indicación terapéutica aprobada. Esto va en consonancia con la Directiva 92/73/CEE, que afirma cosas como “Considerando que, dadas las especiales características de dichos medicamentos [homeopáticos], como son la débil concentración de principios activos y las dificultades para aplicarles la metodología estadísticas convencional sobre ensayos clínicos, parece conveniente establecer un procedimiento de registro simplificado especial para los medicamentos homeopáticos tradicionales que se comercialicen sin una indicación terapéutica…” (el subrayado es mío). Es decir, la “perfecta regulación” pasa por algo así como “es muy difícil saber si sirven para algo, pero si no dañan al ser humano, autorícese, da igual que sirva o no.”

En cuanto a los que sí tengan indicación homeopática, afirma que “la evaluación de los ensayos farmacológicos, toxicológicos y clínicos de los medicamentos presentados a registro se hará teniendo en cuenta su naturaleza homeopática.” Si esas últimas palabras esconden dificultades para aplicar la “metodología estadística convencional,” es decir, que no se puede probar su eficacia como en el caso de un medicamento tradicional, ¿qué garantías son esas?

Y por último, que se venda en farmacia no es en absoluto garantía de nada. La venta en farmacia de productos sin receta no es más que una decisión de márketing. Un médico debería saber eso mejor que nadie.

“Están financiados en países muy avanzados ( en Inglaterra intentaron quitar la financiación y no pudieron).”

Cierto es que en el Reino Unido se financia con cargo a la sanidad pública, pero el Comité de Ciencia y Tecnología de la Cámara de los Comunes ha recomendado que se deje de hacer tal práctica, y la British Medical Association ha calificado la homeopatía como disparate. Si ese país mantiene la homeopatía en el sistema nacional de salud, ciertamente que no ha sido siguiendo los dictámenes científicos de los organismos más cualificados. En ese y otros países avanzados, la homeopatía está siendo criticada con cada vez más dureza.

“Mas de 4000 medicos la recomiendan en centros públicos (hospitales, urgencias, centros de salud, etc….). En veterinaria se utilizan con éxito clínico. Millones de pacientes la usan y la repiten en sus tratamientos, es imparable.”

Con el debido respeto hacia esos millones de pacientes, también hay mucha gente que consulta el horóscopo y cree en los adivinos. Y el mero hecho de que tantos médicos recomienden tratamientos de eficacia no demostrada y sin ninguna base científica no dice, ciertamente, mucho en su favor; salvo, en todo caso, si lo hacen como efecto placebo, en cuyo caso quizá les venga mejor una dosis de vitaminas o un caramelo de regaliz. Solamente puedo recalcar lo que he comentado en casos similares: coman mierda, un billón de moscas no pueden estar equivocadas. ¿También es imparable la coprofagia?

“La radioterapia tiene efectos fisiológicos y no se ve.” La radioterapia tiene base científica y clínica, y aunque los rayos X no se ven, como físico yo le aseguro que existen, pueden detectarse y sus propiedades son perfectamente conocidas. Espero que no sugiera usted que, puesto que las ondas de radio no se ven, ya no podremos usar los móviles.

“La tierra tambien fue plana y los escépticos falsos sin un pensamiento critico verdadero tambien lo negaban y lo hacían de buena fe”

Incorrecto. Los únicos que se atrevían a decir que la tierra no era plana debían tener muy buenos argumentos, un temple poco común y ganas de meterse en líos con el poder establecido. Los escépticos falsos seguían la corriente, bien por miedo, bien por ignorancia, bien porque “a mi cuñado le funciona.”

“pero a veces hay que probar las cosas en uno mismo y sin prejuicios para tener criterio. Yo he probado los medicamentos homeopáticos y si, funcionan, igual que funciona el paracetamol y tantas otras cosas que aun no sabemos como funcionan de verdad.”

A la vista de la escasez de resultados científicamente probados, no tengo más remedio que exigirle pruebas. Los argumentos del tipo “hice esto, y se me fue el dolor” son tan poco consistentes como acientíficos.

“Admiro a quien mantiene su criterio con sus hijos. Yo en mi caso personal he conocido experiencias muy graves con el uso de medicamentos no homeopáticos. Y por eso no invito a los demás a que no los utilicen. Muchos medicos escépticos verdaderos, compañeros míos, han comenzado probando los medicamentos homeopáticos como placebos, y han podido comprobar su eficacia hasta terminar formando se en alguna universidad con un curso acreditado.”

Usted me disculpará, pero lo habitual en nuestros días es que tras esos “cursos acreditados” haya un grupo de médicos homeópatas que organizan un curso sin más intervención de la Universidad que prestar su nombre y su imagen, y cobrar su parte. En cuanto a la experiencia de sus compañeros, deberían saber que la diferencia entre la eficacia real y el efecto placebo requiere de un estudio cuidadoso y riguroso con experimentos de doble ciego. Unas cuantas experiencias personales subjetivas no sirven, y la Organización Médica Colegiada jamás ha reconocido que la homeopatía resulte eficaz en el tratamiento de enfermedades de ningún tipo.

“Otro tema interesante es lo de poner una receta en el blog, y la persona que pregunta si una receta con un medicamento homeopático es denunciable. Pues no. No es denunciable.”

Pues sí, es denunciable. Quizá no ante un juez, pero sí ante la opinión pública. Gente como yo, convencida de que la homeopatía no es una práctica científica probada, cree que tales prácticas han de ser hechas públicas; y “vender la moto” de la homeopatía a una persona que espera profesionalidad de un médico es, como poco, censurable moralmente.

“Podéis preguntarlo en cualquier colegio de medicos ( que por cierto muchos de ellos tienen una división de medicos acreditados como homeópatas).” Efectivamente, hay médicos acreditados como homeópatas. Eso se remonta a diciembre de 2009, cuando la Organización Médica Colegiada reconoció el ejercicio de la homeopatía como acto médico. La OMC afirma que, como acto médico, la homeopatía solamente puede ser realizada por un médico acreditado, e incluso tiene un Área para las Relaciones con las Terapias Médicas no Convencionales. Sin embargo, hay algo que los defensores de la homeopatía olvidan decir. Algo que tienen en común el Comunicado de la OMC, el Real Decreto 2208/1994 que regula el tratamiento de medicamentos homeopático, el Informe del Consejo de Europa de 1999 sobre las medicinas no convencionales, y hasta la Directiva 92/73/CEE sobre medicamentos homeopáticos. Y lo que tienen en común es esto: en todos esos documentos y leyes no hay ni una sola línea que afirme, apoye o incluso sugiera que la homeopatía funcione. Todos esos textos legales se limitan a partir de la premisa de que la homeopatía existe; que la gente la usa; y que por tanto hay que legislarla, acreditarla y regularla. Ni una palabra sobre su eficacia. Es como si los astrofísicos de este país, indiferentes sobre si la astrología funciona o no (que no) decidiesen regularla para evitar el intrusismo, algo que intenté plasmar con ironía en este artículo.

Visto lo visto, habría que agradecerle al presidente de la OMC, Juan José Rodríguez Sendín, su franqueza. En una sesión de preguntas y respuestas con internautas en el diario El País, el señor Rodríguez afirmó lo siguiente: “Para que una práctica alternativa sea admitida tiene que demostrar con bases científicas suficientes que funciona. Nosotros lo hemos admitido porque antes de realizar una terapia cualquiera, precisa un diagnóstico hecho por un médico: previo a un tratamiento tiene que haber un diagnóstico; y para diagnosticar una enfermedad es preciso ser médico. Cuando decimos que cualquier terapia alternativa o no alternativa, lo que decimos es que es preciso que el diagnóstico lo haga un médico, otra cosa es que luego la terapia funcione más o menos: el diagnóstico y la terapia son cosas diferentes” (la negrilla es mía).

Es decir, el propio presidente de la OMC reconoce que les da igual que la homeopatía funcione o no, con tal de que la ejerza un médico. Mal estamos si al órgano colegiado de los médicos le preocupa más el intrusismo profesional que la capacidad curativa de un acto médico. “Mi discurso no es para convencer a nadie de que utilice los med. Homeopáticos , es un alegato para que nos dejen en paz a los medicos que queremos utilizar una herramienta mas para que sus pacientes se curen, y si al paciente no le gusta que sea libre de solicitar otro tratamiento como el autor del post ha hecho.”

Eso último es una falacia, y usted como médico debería saberlo. Una persona es legalmente libre de solicitar otro tratamiento, hasta ahí estamos de acuerdo. Pero ¿qué es lo cree una persona cuando entra en la consulta de un médico? Pues cree que ese aspecto de persona seria, esa bata y ese estetoscopio, esa pared tachonada de títulos enmarcados, los libros de medicina y el armario del instrumental, todo ello habilita al médico para dar una opinión sólida basada en su experiencia y sus conocimientos. Como resultado, los pacientes tienden a aceptar que, como mínimo, el médico sabe lo que dice, y que hará lo mejor en pro del enfermo.

Enfrentarse al médico y ejercer la libertad de solicitar otro tratamiento es algo que en la mayoría de los casos no se plantea un españolito medio. Y si una persona no sabe lo que es la homeopatía, o tiene sus dudas, y ve que ese señor que sabe tanto de medicina la considera una práctica aceptable, tenderá a aceptarlo. La búsqueda de la verdad en lo relativo a la homeopatía resulta inútil si nuestro interlocutor puede espetarnos algo como “mi médico de toda la vida dice que la homeopatía funciona ¿qué, acaso sabes tú más de medicina que un médico.”

No, señores médicos, ustedes no pueden lavarse las manos y desentenderse de su responsabilidad moral (no digo ya de la profesional). Recetar productos que no sirven está mal. Hacer creer a la gente que los remedios homeopáticos funcionan cuando está demostrado científicamente que no funcionan está mal. Engañar a los pacientes con placebos, no, con falsos placebos, está mal. Coleccionar títulos inútiles de cursos poco serios para dárselas de profesionales homeopáticos serios está mal. Y arriesgar en el proceso la respetabilidad social de su profesión está mal. Si luego la gente les pierde el respeto no se quejen, porque la tumba se la están cavando ustedes ahora.


14 Comentarios

Participa Suscríbete

marina

“Si luego la gente les pierde el respeto, no se quejen, porque la tumba se la están cavando ustedes ahora.” +1

Realmente da miedo la forma en que se extiende la idea de que la homeopatía funciona… Creo, además, que tiene más implicaciones que la puramente médica; ya que, en mi opinión, significa el avance del pensamiento acrítico. Leches, cuando te cuentan las bases de la homeopatía es imposible no pensar “venga ya, colega…”

En fin, dejo un post mio en el que intenté analizar el tema de las terpias alternativas des del punto de vista de la antopología (por esto que dicen de que el la China o entre los indios navajo de las llanuras americanas es muy usado, por lo cual tiene que funcionar. Exotismo embotellado.):

http://ladyaguafiestington.blogspot....rapias.html

Teresa CarriónTeresa Carrión

Uds. Dirán que mi comentario no tiene nada que ver en esta discusión sobre la homeopatía y la química muy interesante, el caso es que en Enero del 2016 leí sobre el Anastrozol medicina que desde esa fecha me suministran luego de ser operada de un cáncer de mama, proviene de la India, estando involucrada en denuncias judiciales, por no haber Sido probada y mucho menos comprobada su efectividad en seres humanos, seguramente habrá muchas rptas. De. de Tírios y Troyanos,era muy interesante la información, digo era pues misteriosamente desapareció, deja mucho a pensar , alquien me puede decir donde puedo encontrarla. Gracias.

GalenoGaleno

“No, señores médicos, ustedes no pueden lavarse las manos y desentenderse de su responsabilidad moral (no digo ya de la profesional)”

Generalizar es no solo incorrecto: es también acientífico.

Los médicos, los de verdad, somos ante todo científicos, y rechazamos de plano no solo la homeopatía y otras falacias, sino incluso los procedimientos cuya eficacia no esté avalada por pruebas lo suficientemente sólidas.

“Mal estamos si al órgano colegiado de los médicos le preocupa más el intrusismo profesional que la capacidad curativa de un acto médico”

La OMC no nos representa a todos desde el momento en que la colegiación es OBLIGATORIA.

La homeopatía es, y no en solitario, solo la punta del iceberg: se ve, se comenta, se publica… pero hay muchos campos de acientifismo, generalmente por intereses económicos, en la medicina, y los médicos luchamos contra ellos a diario. Es una lucha constante, de desgaste, poco reconocida y nada agradecida, pero ahí estamos todos los días.

P.S.: no es lo mismo ser médico que tener un titulo de médico.

Bel Kira

Me levanto de la silla y te aplaudo, profe de física.

Como médico, te agradezco cada una de tus palabras porque desde luego dejar que esta locura se nos vaya de las manos (a la comunidad médica) es inadmisible.

Considero que cualquier médico que practique la homeopatía es 1) por ignorancia y estupidez o 2) por dinero, y sinceramente no sé cual de los dos motivos es el más peligroso.

Gabriel Garcia Sagario

Hola Arturo siempre leo tu blog y debo decir que comparto plenamente tu opinión sobre la homeopatía, y en general sobre las terapias alternativas.

Más allá del desconocimiento de su forma de acción de un modo genérico podemos decir que “funcionan” porque en el mejor de los casos funciona el efecto placebo. Y eso si es verificabe experimentalmente.

Esto me lleva a lo siguiente: creo que la única justificación para que alguien tome una cosa de esas es ese efecto, y el relativo bienestar que en el caso de personas desahuciadas, o con pronósticos terminales les da. Sólo eso.

Naturamente estoy en contra de esta falsedad, del negocio formado en torno a esto, y muy especialmente de la necedad de quienes las defienden (que en su mayoría no son los negociantes involucrados).

Por otro lado, y no estoy haciendo trolling, no se si alguna vez pensaste que decir que el mecanismo de acción de la homeopatía es desconocido, acaso no es dejar un flanco débil para quienes no creen en la ciencia?. Para pensar.

Saludos,

Gabriel.-

Luis Sanz

Como médico, si algo me parece lamentable es que unos señores, que en la Facultad han estado expuestos a una buena dosis de método científico, sean capaces de cerrar su mente a la evidencia y, peor aún, trasladar su neoignorancia a los pobres pacientes.

Porque la creencia individual es algo personal. Si mi vecino abogado cree en el Dios Cocodrilo será su problema personal. Me podré reír de sus tonterías pero, mientras no empiece a hacer sacrificios a su deidad, no afectará a nadie.

Pero en este caso no es así. Los médicos son (se supone) expertos en salud y en terapia a los que la gente acude para solicitar conejo. Si pregunto a mi vecino abogado sobre el contrato que me hace firmar el banco, y me responde que rece al Dios Cocodrilo, ese “experto en leyes” está traicionando mi confianza. Pues lo mismo. Además, y por desgracia, muchos de los pacientes no tienen suficientes conocimientos como para cuestionar si lo que se les dice es o no un dislate.

Bueno, sí, sé que la gente, igual que se preocupa por el mando a distancia de la tele, podría interesarse un poco sobre estos temas lo suficiente como para poder decidir con fundamento. Pero no lo hacen y prefieren dedicar su tiempo a cuestiones intrascendentes como el político al que votar… perdón, me estoy metiendo en berenjenales. El caso es que el paciente confía en el médico al que acude. Y este, en lugar de agradecer su confianza usando su mejor saber y entender, la traiciona proponiéndole “tratamientos alternativos” de nula eficacia y no carentes de riesgos.

Y no nos equivoquemos. Muy pocos médicos del Sistema Nacional de Salud usan esos tratamientos acientíficos. Su labor podrá ser mejor o peor, no siempre se adecua por completo al estado del saber, pero lo hacen lo mejor que pueden. Tal vez esa diferencia se debe a que para entrar en el Sistema Nacional de Salud hay que pasar por unos filtros muy duros.

Por desgracia, las “medicinas alternativas” suelen ser utilizadas en el ámbito privado, por médicos que en su día no fueron capaces de entrar en el Sistema Nacional de Salud (porque suspendieron en el examen MIR, por ejemplo). Son las manzanas del fondo del barril las que, en la tesitura de comer todos los días y no tener que cambiar su profesión por camionero, se han hecho homeópatas, acupuntores o Dios (cocodrilo) sabe que.

O peor todavía. También hay de esos elementos que en su trabajo “público” jamás se atreverían a indicar un tratamiento homeopático, pero en la Consulta Privada, donde hay mucho dinero por medio, se hartan de “alternar”. Pero eso nos llevaría a temas tales como la ética (léase decencia), la honestidad y los listillos.

Para acabar: si pertenezco a la OMIC es porque me obligaron. Solo una vez, de residente recién parido, voté en una de las elecciones. Desde entonces solo me acerco al Colegio de Médicos porque hay un restaurante muy bueno. Y total, como ya lo he pagado…

Saludos

AnonymousAnonymous

Gran artículo. Me da vergüenza como profesor universitario que la homeopatía, esa forma de superstición, se llegue a impartir e nuestras aulas.
Bueno, pero para reir un poco de este tema os dejo este vídeo: http://youtu.be/ulrHZFnOnnY

Magnífico blog que acabo de descubrir. Un saludo.

Gerardo

homeopatiayseudoescepticismo

Dices leer los comentarios: Esta entrada está llena de todo, desde mentiras, chismes hasta envenenar el pozo, pero ni una argumentación:

“desde un punto de vista meramente físico los mecanismos de la homeopatía son absurdos, como ya comenté en su día.”

No, ese es tú punto de vista como físico de formación.

“En efecto, no se conoce el mecanismo, y un siglo de investigación ha dado resultado negativo hasta el momento. Ese hecho, por sí sólo, debería alertarnos sobre la pretendida eficacia de los remedios homeopáticos.”

El que no se conozca el mecanismo no implica inexistencia o ineficacia. Tú dices que en 200 años (toda) la investigación ha dado resultado negativo. Pues bien, puedes empezar desde el momento que leas esto, el tiempo corre, ya! (Recuerda: Tienes que mostrar que todos, absolutamente todas las investigaciones han dado resultados “negativos”).

“En cuanto a su eficacia clínica, es relativamente fácil mostrar resultados aparentemente positivos en revistas con un sesgo pro-homeopático, cuando se es pro-homeópata…”

Que irónico, conozco todos esos metaestudios y te puedo decir que simplemente tuerces las cosas, el estudio de Jos K, dice que ellos estarían dispuestos en aceptar la eficacia de la homeopatía como un tratamiento de rutina si tan sólo hubiera mecanismos convincentes y verosímiles, es evidente que de 1999 a 2014 hay más investigación que complementa ese metaestudio. En segundo lugar, no es cierto que los dos metaestudios de Lancet arrojen resultados “similares”: Las interpretaciones son diametralmente opuestas, además el estudio de Shang ni siquiera es comparativo, se pierde todo eso en el análisis de subgrupos, ni se menciona o justifica por qué razón los estudios de baja calidad tienen más sesgos, sólo se menciona que tanto lso estudios convencionales como los de homeopatía pierden su efecto entre más grandes y menor error tienen. aunque irónicamente el trabajo de Shang muestra que los estudios en homeopatía tienen mejor calidad. De ahí no se puede deducir que la homeopatía sea un placebo, menos si en los ocho estudios comparados con los seis finales, no existe comparación de indicaciones más que en sólo dos condiciones clínicas.

“….laboratorios homeopáticos que, básicamente, embotellan agua y excipientes sin ningún valor curativo demostrado científicamente, y los venden luego a precio de tinta de impresora, del mismo modo que no vería lógico que una universidad aceptase dinero de Iker Jiménez para fundar una cátedra de astrología. Y por cierto, señor médico, haber a ver si encuentro una tesis doctoral, o tesina, o algo que se le parezca, que estudie medicamentos homeopáticos usando correctamente el método científico.”

Aunque no todos los preparados homeopáticos sean sólo “agua”. La comparación con la astrología es irónicamente un tu quoque de lo que el médico homeópata te ha comentado, y en todo caso es irrelevante. Lo de la tesis doctoral me deja atónito, significa que no la has buscado pero ya tiene un prejuicio. A ver cuando me burlo de la teoría M porque no he encontrado una sola tesis doctoral que explique los mecanismos plausibles, convincentes y por consenso científico usando correctamente el método científico incluyendo evidencias irrefutables, no meras conjeturas teóricas o especulaciones, sino hechos.

“Bien, señores, ya lo han oído. Podemos creer cualquier disparate y defenderlo, sin importar que tenga o no lógica o razonamiento alguno, y al diablo con el método científico. Que todo llegará.”

Lo tuyo es una falacia del accidente inverso. Además, permiteme discrepar, el médico homeópata jamás está negando en su comentario el método científico, ni siquiera la lógica, no. Hacer maestría en falacias del muñeco de paja.

homeopatiayseudoescepticismo

No sé si reír o llorar: Entonces cuando te conviene usas la falacia de autoridad, pero cuando los otros la usan te quejas:

“Y por último, que se venda en farmacia no es en absoluto garantía de nada.”

Compara:

“Cierto es que en el Reino Unido se financia con cargo a la sanidad pública, pero el Comité de Ciencia y Tecnología de la Cámara de los Comunes ha recomendado que se deje de hacer tal práctica, y la British Medical Association ha calificado la homeopatía como disparate. Si ese país mantiene la homeopatía en el sistema nacional de salud, ciertamente que no ha sido siguiendo los dictámenes científicos de los organismos más cualificados. En ese y otros países avanzados, la homeopatía está siendo criticada con cada vez más dureza.”

Y la autoridad aparece. Claro, pero también hay asociaciones médicas y científicas que recomiendan la homeopatía, sin ser homeopáticas, a menos que esas no cuenten porque no te parecen. Pero no sólo añades la falacias aludidas, de hecho te buscas la diversión con analogías todo menos lógicas:

“…Solamente puedo recalcar lo que he comentado en casos similares: coman mierda, un billón de moscas no pueden estar equivocadas. ¿También es imparable la coprofagia?”

Entonces si mil “escépticos” dicen que es placebo, esos miles no pueden estar equivocados. ¿También es imparable el seudoescepticismo?

“Incorrecto. Los únicos que se atrevían a decir que la tierra no era plana debían tener muy buenos argumentos, un temple poco común y ganas de meterse en líos con el poder establecido. Los escépticos falsos seguían la corriente, bien por miedo, bien por ignorancia, bien porque “a mi cuñado le funciona.”

Espero puedas demostrar la relación entre creer o no creer el geocentrismo y el hecho de que algo funcione clínicamente.

” la vista de la escasez de resultados científicamente probados, no tengo más remedio que exigirle pruebas. Los argumentos del tipo “hice esto, y se me fue el dolor” son tan poco consistentes como acientíficos”

Con el mismo derecho que tu exiges pruebas, también tengo ese derecho (ah!, el artículo de Rey que “vende hipótesis” a ver si te puedes también de paso refutar el radio hidrodinámico y dejar en ridículo a la academia de ciencias de tu país). De forma parecida, los artículos difamatorios y mentirosos son peor, no hay nada de ciencia en ellos, y si la hubiera es mera casualidad.

homeopatiayseudoescepticismo

Ya lo demás, es que como ustedes dicen en Naukas: cansino. Pero toma esto:

No, señores físicos, ustedes no pueden lavarse las manos y desentenderse de su responsabilidad moral (no digo ya de la profesional). Difamar y decir que la homeopatía no funciona está mal. Hacer creer a la gente que los remedios homeopáticos no funcionan cuando está demostrado científicamente en mayor medida que sí funcionan, está mal. Engañar a los pacientes con discursos y seudorefutaciones, organizar campañas difamatorias o ser participe de , está mal. Decir que se tiene un título de Boiron, aunque no sea un título sino un certificado sin validez para burlarse de profesionales homeopáticos serios está mal y es un acto que sí puede llevarse a juicio. Y arriesgar en el proceso la respetabilidad social de su profesión está mal. Si luego la gente les pierde el respeto, no se quejen, porque la tumba se la están cavando ustedes ahora.. (efectivamente, el seudoescepticismo dice tener más seguidores, lo que no les dicen es dónde están las estadísticas, les basta con decir que si visitan su blog o sitio panfletario ya es suficiente, como siempre el ad-numeratum hace gala de presencia y la lógica ni siquiera se asoma).

Belen HerreraBelen Herrera

Buenas tardes amigo, acabo de ver un doctor homeopata, creeme salí más asustada de lo normal, no pude dormir noches enteras, prácticamente me dijo que moriría si no sigo sus tratamientos, para confirmar todo lo que me dijo me realice examenes de sangre, los cuáles me dieron resultados totalmente diferentes, por lo que sus recetas eran de costos elevados no pudimos adquirirlos, sin embargo, después de realizarme esos exámenes estuve agradecida de no haberlo hecho, de verdad que tienen un poder de convencimiento, y hablo desde mi experiencia personal, después encontré este post estaba buscando resultados de otras personas con este tipo de doctores, gracias por haberlo subido.

Deja un comentario

Tu email nunca será mostrado o compartido. No olvides rellenar los campos obligatorios.

Obligatorio
Obligatorio
Obligatorio

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>